Infusión de marihuana

Como cada año por estas fechas tengo un grave problema: se acabó mi reserva de cogollos. La cosecha no fue mal pero todo llega a su fin. Menos mal que este año sí que guardé todas las hojas que manicuré y ahora estoy más que dispuesto a tomar el té de las cinco, el de las seis, el de las siete y unos cuantos mas... La pregunta es: ¿Cómo hago infusión de maría? Antonio

Profesor Cañamo

La infusión de maría se hace en leche entera o semidesnatada o en una mezcla de leche y agua porque los cannabinoides necesitan que el líquido tenga grasa para poder disolverse en él. Se pone la leche a calentar y cuando hierve se aparta del fuego y se echan las hojas desmenuzadas. La cantidad depende de la potencia de las hojas y no se puede predecir fácilmente. Vale más empezar con poco y luego ir subiendo la dosis. Se deja reposar diez minutos y se filtran los restos. Endulzar al gusto y tomar caliente. Hay que tener mucho cuidado con la dosis, el cannabis ingerido oralmente es irreversible, tarda más en hacer efecto y resulta más potente que fumado. Las dosis altas pueden dar lugar a desmayos o lipotimias. Normalmente tarda entre una y dos horas en alcanzar el efecto máximo así que no hay que impacientarse y volver a tomar antes de que acabe de subir. La ingestión despreocupada de infusión de cannabis suele tener efectos muy desagradables para el consumidor.

© La Cañameria Global S.L. · Milà i Fontanals, 35 · 08012 Barcelona · www.canamo.net · powered by Hathor